Un millón y medio de personas se unen contra la violencia en el corazón de París

Por Irene Casado Sánchez (infoLibre)

Se respira un ambiente extraño en el metro de la capital. Franceses, belgas, españoles, argelinos, cristianos, judíos o musulmanes se amontonan en el mismo tren, y todos se dirigen al mismo destino : la marcha por la libertad de prensa, de expresión y contra la violencia.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Se respira un ambiente extraño en el metro de París. Este domingo no hay barreras para acceder a los andenes. Esta jornada el transporte público es gratuito. En los vagones de las estaciones que permanecen abiertas (las del centro de la ciudad se han cerrado por cuestiones de seguridad) se repite el mismo discurso : « Hoy todos somos Charlie. »