En Turquía, el partido HDP cuenta con una multitud de retos

Por

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Corresponsal en Estambul (Turquía).« Tengo 54 años, no soy kurda, pero soy feminista », precisaba Filiz Kerestecioglu, candidata del HDP por Estambul. El domingo previo a la celebración de las elecciones legislativas del pasado 7 de junio, esta abogada tomaba la palabra en pleno barrio de Cihangir, cuyas calles adyacentes a la plaza Taksim desembocan en el Bósforo. En la plaza se vivía un ambiente festivo. Los niños pintaban árboles (logotipo del HDP), se podían degustar galletas y tomar un té. El vendedor ambulante mostraba su camiseta del Che Guevara. Este ambiente familiar e informal describe muy bien una nueva forma de vivir la política en Turquía, en las antípodas de los mítines multitudinarios del AKP del presidente Erdogan.