Una tragedia norteamericana

Por

« No se trata de lo que hacemos a nuestros enemigos, se trata de nosotros. Se trata de quiénes somos, de quiénes hemos sido y de quiénes esperamos ser. Se trata de la manera en que nos presentamos ante el mundo. » Esta frase, pronunciada por el senador John McCain tras la publicación del informe sobre las torturas cometidas bajo la administración Bush, subraya que los errores de la CIA no son solo atribuibles a la agencia, sino a toda la nación.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Estados Unidos, tierra de contraste. Si la expresión no fuese tópica, habría que echar mano de ella, una vez más, para definir el informe sobre la CIA y las torturas que acaba de publicar el Comité de Inteligencia del Senado (Senate Select Comittee on Intelligence).