Libia: la intervención militar internacional que se avecina

Por

Occidente prepara una ofensiva en Libia para frenar el avance del Estado Islámico. Ante la ausencia de un gobierno de unidad libio, Francia y varios países están interviniendo clandestinamente en el conficto. Comandos británicos, estadounidenses y franceses ya están sobre el terreno. 

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

La cuestión no radica en saber si habrá intervención militar en Libia, sino cuándo se producirá. Y de qué forma exactamente. Al menos eso es lo que repiten tanto en París como en Washington los estrategas de las operaciones exteriores. Se conoce incluso cuál es el objetivo prioritario. Será la región de Sirte. La transformación de esta ciudad portuaria, situada a sólo 700 km al sur de Catania (Sicilia), en el feudo del Estado Islámico, resulta inaceptable para los Gobiernos europeos. Y la implantación de un foco de desestabilización yihadista en un país en peligro de « somalización » en el norte del continente africano ya no es tolerable para los Estados fronterizos con Libia –Túnez, Argelia, Níger, Chad, Sudán, Egipto–, países que ya hacen frente a diversas amenazas islamistas. Representantes de la mayoría de estos Estados han acordado reunirse a finales de este mes en Túnez, para examinar las repercusiones locales del caos libio.