Aznar negoció un contrato como comisionista de una empresa de armas que operaba con Venezuela

Por y Alicia Gutiérrez

Los correos secretos de Miguel Blesa, entonces presidente de Caja Madrid, confirman que José María Aznar, presidente de honor del PP y jefe del Gobierno entre 1996 y 2004, negoció para sí mismo en el otoño de 2008 un contrato como comisionista de una empresa de armamento que tenía como cliente a la Venezuela de Hugo Chávez. Esa empresa, la española Einsa, buscaba un objetivo con Aznar : abrir mercado en Argelia y en la Libia de Muammar el Gadafi. 

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Los correos secretos de Miguel Blesa, a parte de los cuales ha tenido acceso infoLibre y que por primera vez salen a la luz pese al intento del Tribunal Superior de Madrid (TSJM) por mantenerlos ocultos, confirman sin ningún género de dudas un hecho inédito y de gran relevancia política : en octubre de 2008, José María Aznar negoció para sí mismo un contrato de comisionista con la empresa española Einsa, que participa en el programa del avión militar Eurofighter y que ya entonces vendía equipos militares a la Venezuela de Hugo Chávez, bestia negra del PP durante la etapa de gobierno de Zapatero.