Ruanda: un documento prueba que Francia permitió escapar a los genocidas

Por

Julio de 1994. Los principales responsables del genocidio tutsi se encuentran en una zona controlada por el Ejército francés. Su detención es posible e incluso solicitada. Un documento inédito del despacho del entonces ministro de Asuntos Exteriores, Alain Juppé, demuestra que Francia prefirió dejarlos marchar. Está firmado por el actual responsable de la Dirección General de Seguridad Exterior.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

La orden política de dejar escapar a los principales miembros del gobierno responsable del genocidio tutsi en Ruanda, en el verano de 1994, cuando su detención era posible e incluso solicitada, la dio directamente el Ejecutivo francés, según un documento inédito del Ministerio de Asuntos Exteriores.