Las víctimas del franquismo alzan su voz en Bruselas

Por

El Gobierno de Mariano Rajoy continúa denegando la extradición de antiguos responsables franquistas a Argentina, único país del mundo en el que se instruye el proceso contra los crímenes del franquismo. Las asociaciones de víctimas tienen puestas todas sus esperanzas en Bruselas para conseguir que España cambie de actitud. 

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Asociaciones de víctimas del franquismo y sus aliados argentinos se desplazaron a Bruselas a principios de este mes de marzo para reclamar a la Unión Europea que se posicione en los debates sobre la Memoria Histórica que siguen generando controversia en España, precisamente cuando están a punto de cumplirse 40 años de la muerte de Franco. En Madrid, el Gobierno conservador de Mariano Rajoy se niega a reabrir la causa, en un país donde la Transición democrática (1976-1982) hace aguas como consecuencia de la crisis.

Argentina es el único país del mundo en el que se instruye el proceso de los crímenes del franquismo. La justicia de Buenos Aires recurrió al principio de « Justicia Universal » para abrir en 2010 una investigación preliminar. Según este principio, los crímenes contra la humanidad, que por su naturaleza no prescriben, se pueden perseguir fuera de las fronteras donde se cometieron. En octubre de 2014, la jueza al frente de la causa emitió una orden internacional de detención contra una veintena de exresponsables del régimen, entre ellos dos exministros. Sin embargo, hasta la fecha, el Gobierno de Madrid no ha dado luz verde a dichas extradiciones. Entre tanto, varios acusados han fallecido. Algunos están acusados de genocidio.

« Solicitamos al Parlamento Europeo y a la Comisión Europea que exijan al Gobierno español que elimine los obstáculos para que se puedan investigar y juzgar los crímenes franquistas, para que sean identificados todos los cuerpos de las fosas comunes y para que se termine con la apología del franquismo en monumentos y plazas de España », declaró Carlos Slepoy, abogado de la Coordinadora estatal de apoyo a la Querella Argentina contra crímenes del franquismo (CeAQUA) en una rueda de prensa celebrada en Bruselas el 4 de marzo.