Las pérdidas, la mala gestión y la presión política descabezan a los gigantes de la prensa escrita española

Por y Jaime Soteras

El País, El Mundo y Abc languidecen por su parálisis frente a internet, la resaca de los fallidos planes de expansión y su dependencia del poder. Sus ventas han caído un 14% de media en 2013 y acumulan deuda y pérdidas, mientras adelgazan sus plantillas a golpe de ERE.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

El descabezamiento en poco más de dos meses de los tres principales periódicos españoles ha desatado la alarma : la libertad de expresión amenazada, presiones directas del poder político y económico, el principio del fin de los medios de referencia. Sin embargo, puede que sólo sea un síntoma más, el penúltimo y quizá tardío, de una agonía lenta con múltiples causas y un patrón compartido.