Primavera turca

Por

¿Qué tienen que ver los sucesos de Estambul con lo que hemos dado en llamar “primavera árabe”, una sucesión de protestas juveniles que ya ha conseguido enviar al museo de los horrores a los autócratas egipcio, tunecino, libio y yemení, y lleva dos años poniendo en apuros al sirio? Por Javier Valenzuela, director de tintaLibre

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

¿Primavera turca? ¿Por qué no? Las protestas de Estambul y otras ciudades turcas son una explosión de vida y, en ese sentido, y no solo porque ocurran en esta época del año, son primaverales, portadoras de esperanza. Y ahora llega la siguiente pregunta: ¿qué tienen que ver los sucesos de Estambul con lo que hemos dado en llamar “primavera árabe”, una sucesión de protestas juveniles que ya ha conseguido enviar al museo de los horrores a los autócratas egipcio, tunecino, libio y yemení, y lleva dos años poniendo en apuros al sirio? La respuesta es que ambas primaveras tienen algunas cosas en común y otras no.