Afganistán: la retirada de las tropas estadounidenses provoca «un seísmo»

Por

Las tropas estadounidenses abandonaron oficialmente Bagram, su mayor base en Afganistán, el 2 de julio. La retirada se llevó a cabo de forma fulminante. Sin esperar, los insurgentes lanzaron una fuerte ofensiva en el norte, tomando muchos distritos. El pánico ya ha llegado a Kabul.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Los talibanes entraron en Alasay, capital del valle del mismo nombre en la provincia de Kapisa, en un viejo tanque soviético T-72, con combatientes enloquecidos encaramados a la torreta. Este distrito lo conoce bien el personal francés. En marzo de 2009, el 27º Batallón de Cazadores Alpinos galo luchó con uñas y dientes para recuperarlo de las manos de los insurgentes, y luego para mantenerlo hasta 2012, cuando los franceses se retiraron, con el fin de evitar un cerco a Kabul desde el Norte.