Las victorias... y las esperanzas frustradas de Edward Snowden

Por

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos ha dictaminado que la vigilancia masiva llevada a cabo por Reino Unido con la ayuda de Estados Unidos, que Edward Snowden reveló, es ilegal. Sin embargo, valida el principio.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Casi ocho años después del inicio de las revelaciones de Edward Snowden sobre la vigilancia masiva internacional llevada a cabo por Estados Unidos y sus aliados, la Justicia europea ha extraído por primera vez consecuencias directas, al dictaminar que los programas de vigilancia británicos y suecos son ilegales.