El Bergoglio del que no se habla

Por

La familia del sacerdote Orlando Yorio denunció a Bergoglio como el responsable de su secuestro y de las torturas que padeció durante cinco meses de 1976. Existen documentos que prueban que el nuevo papa conocía los robos de bebés desde 1979, pese a que lo negó ante un tribunal.

Acceso a los artículos es sólo para suscriptores.

Horacio Verbitsky (Buenos Aires), InfoLibre