España: miles de personas se manifiestan contra la sentencia a 'La Manada': «No es abuso, es violación»

Por y Raquel Maluenda y fernando varela

Miles de personas protestan en toda España contra la decisión judicial de condenar a La Manada por abusos sexuales, pero no por los delitos continuados de agresión sexual. « Vergüenza », « Si no nos matan, no nos creen » o « Si no digo nada, también es violación », fueron algunas de las consignas más escuchadas en la capital. La defensa de la víctima y las críticas a la sentencia de La Manada, un grupo integrado por cinco jóvenes acusados de abusar sexualmente de una joven durante los Sanfermines de 2016, han logrado poner de acuerdo a la práctica totalidad de la política española. 

Este artículo es de acceso abierto. La información nos protege Me suscribo

Antecedentes:

La Sección Segunda de la Audiencia de Navarra ha condenado a los cinco integrantes de La Manada por abusos sexuales y no por agresión sexual. Los delitos se diferencian por el uso de la violencia y la intimidación, con lo que los tres magistrados entienden que los abusos se produjeron sin consentimiento pero sin que concurrieran esas circunstancias.

Por ello absuelve a los cinco acusados de los delitos continuados de agresión sexual, robo con violencia e intimidación y contra la intimidad, si bien a uno de ellos lo condena por el hurto del teléfono de la víctima.

Todos ellos se enfrentaban a penas de cárcel que superaban los 20 años por delitos de agresión sexual, contra la intimidad y robo con intimidación. En concreto, el Ministerio fiscal pidió para ellos 22 años y 10 meses de prisión; la acusación particular reclamó 24 años y nueve meses, y las acusaciones populares elevaron esta petición a los 25 años y nueve meses de prisión. Las defensas, por su parte, pidieron la absolución de los cinco acusados. 

------------------------------------------- 

Tras hacerse pública la decisión judicial, miles de personas se concentraron este jueves frente al Ministerio de Justicia en Madrid para mostrar su disconformidad con la decisión de la Audiencia de Navarra, por la que condenaba a nueve años de cárcel a los cinco integrantes de La Manada por abusos sexuales a una joven durante los Sanfermines de 2016, pero les absolvía de los delitos continuados de agresión sexual, robo con violencia e intimidación y contra la intimidad, salvo a uno de ellos, al que castigaba también por el hurto del teléfono de la víctima.

Miles de personas protestan frente al Ministerio de Justicia, Madrid, 26 de abril de 2018. © infoLibre Miles de personas protestan frente al Ministerio de Justicia, Madrid, 26 de abril de 2018. © infoLibre

A las 20.00 horas, miles de personas se fueron adueñando de la calle madrileña de San Bernardo al grito de « Vergüenza », que fue una de las consignas más escuchadas junto con « No es abuso, es violación », « Si no nos matan, no nos creen », « Si no digo nada, también es violación » o « sola, borracha quiero llegar a casa ». Una calle que a lo largo de la tarde se fue haciendo pequeña para los asistentes, que finalmente recorrieron también Gran Vía y tomaron la plaza de Sol.

El apoyo de los manifestantes a la víctima quedó patente desde los primeros instantes de la concentración. Especialmente sonoros fueron los gritos de « Yo sí te creo » o « Tranquila, hermana, aquí está tu manada », recuperado de la protesta que tuvo lugar el pasado mes de noviembre también frente al Ministerio de Justicia, después de que el juez del caso aceptase un informe realizado por detectives privados sobre la vida privada de la víctima que concluía que siguió haciendo vida normal, al tiempo que rechazaba admitir unos mensajes de Whatsapp de los cinco acusados en los que podría haber indicios de otro caso de acoso sexual.

« Hemos venido para apoyarla, para que sepa que no está sola y para pedir justicia y que echen de este sistema a todos los jueces machistas », expresó Elena. « Es una vergüenza. No tenemos por qué salir a la calle con miedo y no queremos que nuestras hijas lo hagan », consideró otra asistente, Carmen. « Es una vergüenza que unos jueces digan que simplemente por estar en silencio, sometida, eso no es violación. No es justicia », remachó Rafael.

Numerosas pancartas mostraban también su repulsa a la decisión judicial que no considerar lo ocurrido como una agresión sexual, por no apreciarse, a juicio de los magistrados, violencia ni intimidación. « Nosotras somos La Manada. No es abuso, es violación », rezaba la pancarta del movimiento feminista madrileño. « Si no te resistes te matan, si te resistes no te creen » o « No es no », reclamaba otras dos. Otro cartel hacía mención a las recientes condenas a presos y tuiteros: « Qué cara sale la libertad de expresión en España y qué barata la violación ».

No faltaron tampoco apelaciones directas a los jueces: « Jueces machistas fuera del juzgado », « Fuera machistas de los juzgados » o « A esos jueces inhabilitación », fueron los gritos más escuchados en este sentido. De forma paralela a las reivindicaciones físicas, más de 180.000 personas han firmado una petición en Change.org en la que piden la inhabilitación de los magistrados encargados de dictar sentencia en el juicio.

Concentraciones en todo el país

Tras conocerse la sentencia este jueves, colectivos y asociaciones feministas convocaron manifestaciones en toda España y algunas ciudades europeas, como Berlín, Lisboa, Londres y Bruselas.

Así, miles de personas, 6.000 según la Guardia Urbana, se congregaron en la barcelonesa plaza de Sant Jaume desde antes de las 19.00 horas, momento en el que estaba convocada una concentración frente al Ayuntamiento, que desplegó un lazo morado en la fachada, junto al amarillo en defensa de los presos independentistas. La concentración derivó en una manifestación que avanzó por Via Laietana y llegó ante la estación de Francia, para luego avanzar hacia la Fiscalía y el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), informó Europa Press.

Miles de personas se concentraron asimismo ante los juzgados de las tres capitales vascas para mostrar su « indignación » por la sentencia. La concentración de Bilbao, a la que acudieron 10.000 personas según fuentes municipales, colapsó el tráfico en las calles adyacentes.

Protesta en las calles de Valencia en contra de la sentencia de 'La Manada', 26 de abril de 2018. © infoLibre Protesta en las calles de Valencia en contra de la sentencia de 'La Manada', 26 de abril de 2018. © infoLibre

Multitudinaria también fue la concentración que recorrió el centro de Valencia. Los manifestantes se congregaron a las 19.00 horas de la tarde frente al Ayuntamiento de la capital valenciana con proclamas de « Hermana, yo sí te creo », « No es abuso, es violación » o « La Manada somos nosotras ». Más de mil personas, 1.600 según Delegación del Gobierno en Aragón, se manifestaron desde el Palacio de los Luna de Zaragoza, sede del Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA), hasta la plaza del Pilar para protestar contra la sentencia.

Miles de personas respondieron también a la llamada de los movimientos feministas en Galicia. En Santiago, la Praza 8 de marzo se llenó de participantes, liderados por una pancarta con el mensaje: « Rebelión, desobediencia, contra su violencia ».

La sevillana Plaza Nueva fue igualmente escenario de una gran concentración en la que se mostró su desacuerdo con la decisión judicial al grito de « No es abuso, es violación ».

No hay movilización sin confianza
No hay confianza sin verdad
Apóyanos